Blog

Aunque no lo parezca, estamos en pleno otoño y la frase “Se acerca el invierno” ya es una realidad, además de un gran lema de una de las series de moda :) Por lo tanto es muy habitual que en esta época comencemos a recibir preguntas sobre cuáles son los mejores soluciones para hacer frente a lo que se nos avecina en los próximos meses.

Si andas pensando en cambiar tu sistema de calefacción pero aún no lo tienes claro, te recomendamos que continúes leyendo este post. En el te presentamos todas las preguntas que te puedan surgir sobre las estufas de pellets.

 

¿Qué son los pellets?

Los pellets son un tipo de combustible granulado alargado a base de madera y sus residuos industriales (serrines, virutas…) fabricado mediante prensado donde la propia lignina hace de aglomerante. No se necesita ni pegamento ni ninguna otra sustancia más que la misma madera. Este proceso les da una apariencia brillante como si estuviesen barnizados y los hace más densos que la madera original.

Su nivel de humedad es muy bajo y requieren de muy poco espacio de almacenamiento.

¿Quieres ver una fábrica de pellets?

 

¿Para qué sirven los pellets?

Los pellets pueden ser tanto una fuente de producción de energía térmica como de energía eléctrica. Pero por lo general, son mucho más eficientes para producir calor gracias a su elevado poder calorífico (pueden llegar a los 4,9kWh/Kg).

¿Qué ventajas tienen los pellets?

Los pellets tienen muchas ventajas a respecto de los combustibles fósiles tradicionales:

  • Para producir la misma cantidad de calor, 2 kg de pellets equivalen a 1 litro de gasoil.
  • Su precio es estable y no se ve afectado ni por la fluctuación ni por el aumento progresivo de otros combustibles
  • Se utilizan residuos de otras actividades
  • No presentan los riesgos de otros combustibles, como explosión o fuga
  • El precio los pellets es estable y no se verá afectado por el aumento progresivo del precio que sufrirán los combustibles derivados del petróleo o el gas.

¿Cómo funciona una estufa de pellets?

Las calderas y estufas de pellets tienen, por norma general, un funcionamiento totalmente automático, con programador horario y termostato ambiente, es decir, con automatización de las funciones de encendido y apagado. Cuentan con un depósito que, dependiendo de su tamaño, se deberá cargar más o menos frecuentemente.

¿Qué instalación requiere una estufa de pellets?

La instalación de una caldera de pellets solamente requiere tener acceso a una salida de humos. La instalación es sencilla en pequeños consumos (viviendas unifamiliares, residenciales u oficinas). Para potencias y consumos más elevados, se requiere hacer una instalación en una sala destinada a una caldera de biomasa

¿Y su mantenimiento?

Si la instalación es sencilla, su mantenimiento lo es más. Estos equipos necesitan unos cuidados mínimos que podemos hacer perfectamente: limpiar el quemador una vez a la semana con una aspiradora y una vez al año se efectuará una limpieza a fondo para retirar las cenizas acumuladas en los distintos conductos del equipo.

Si aún te queda alguna duda, ¿por qué no hablamos directamente?

En la página web de Intelec Ingeniería Energética utilizamos cookies de terceros para mejorar nuestros servicios mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Al continuar con la navegación, entendemos que se acepta nuestra política de cookies.